Noticias

EE.UU. levanta el bloqueo a Huawei

Después de unas semanas de o más movidas en el seno de Huawei, por fin parece que las aguas vuelven a su cauce. Y no es que lo diga yo, es el propio Presidente Donald Trump quien ha levantado las restricciones a la empresa de tecnología más importante de China, Huawei como parte de una tregua comercial con Pekín.

Hace algo más de un mes Trump ordenaba a Google y otras empresas noreteamericanas dejar de trabajar junto a Huawei como parte de su guerra de comercio con el gigante asiático. Ahora el máximo mandatario de la «capital del mundo» ha declarado que el presidente chino Xi Jinping había prometido comprar «enormes» cantidades de productos agrícolas a cambio de levantar el veto de EEUU a Huawei.

Trump ha elegido la rueda de prensa posterior a la cumbre del G20 celebrada en Osaka para dar a conocer los cambios en la estrategia de aranceles del país americano respecto a China al mismo tiempo que confirmaba que el veo de empresas americanas a Huawei quedaba extinguido. El propio Presidente de EEUU ha declarado  «Enviamos y vendemos a Huawei una enorme cantidad de productos que forman parte de lo que fabrican, y yo he dicho que eso está bien. Seguiremos vendiéndoles estos productos».

De esta forma parece que de ahora en adelante los productos de Huawei no resultan una amenaza para la seguridad nacional norteamericana, poniendo de manifiesto que lo que se escondía detrás de estas declaraciones no era más que una jugada más en la partida que China y Estados Unidos llevan tiempo manteniendo, con sus relaciones comerciales en juego.

Historia de una guerra comercial

La industria tecnológica sufría un terremoto el pasado 19 de mayo, cuando Google – y por tanto Android- anunciaba que anulabasu relación oficial con Huawei, con motivo de la sanción del Gobierno americano a la empresa china, lo que a partir de entonces se pasó a conocer como el veto de EEUU a Huawei.

Tras unos momentos de desconcierto, la compañía lanzó un comunicado asegurando que Huawei seguirá proporcionando actualizaciones de seguridad y servicios postventa a todos los smartphones, tabletas y dispositivos Huawei y Honor, tanto a los que ya se hayan vendido como a los que siguen estando en stock en todo el mundo.

Con el futuro de sus dispositivos en el aire, Huawei comenzó a desarrollar su propio sistema operativo, algo que no pareció gustar demasiado a Google, quien animó al gobierno de EEUU a levantar este veto. No obstante la administración Trump ha estado recopilando desde entonces aliados dentro de la industria tecnológica, encontrando por el camino a ARM y Facebook, además de otras empresas obligando a Huawei a reaccionar. Aunque la guerra comercial entre ambos países era el telón de fondo, el gobierno estadounidense afirmaba que los equipos de Huawei podrían estar al servicio del para espionaje chino, algo que la empresa ha negado con firmeza.

Desde entonces China ha solicitado en varias ocasiones que Huawei sea quitado de lista negra de comercio tan pronto como sea posible y ha acusado a Estados Unidos de usar el poder del Estado para para hostigar a una empresa privada de forma injusta. 

El penúltimo episodio de esta historia llega tras la afirmación del Presidente Trump, afirmando que las empresas estadounidenses pueden vender sus equipos a Huawei de nuevo, puesto que «estamos hablando de equipos donde no hay problemas que pongan en riesgo la seguridad nacional».

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s